El otro día, mientras entrenaba a una clienta, ésta me decía: «Carlos, pero es que no me creo que la gente no sepa cómo se come bien», y yo estaba de acuerdo con ella, porque al margen de los distintos estilos y filosofías de vida actuales, casi todas coinciden en las 4 claves de la alimentación.

 

las 4 claves de la alimentación

 

Hoy quiero contaros cuáles son esas «4 cosas» que todos sabemos, o deberíamos saber, y por qué tienes que ir a fuego con ellas.

No hay quien se aclare

Llevamos unos años que no hay quien se aclare:

  • Antes las grasas eran malísimas, ahora venga aceite de coco, aceite de oliva virgen extra, y frutos secos por todos lados.
  • Nos poníamos azúcar en el café como si no hubiera mañana, ahora a uno lo llaman loco si merienda fruta porque «tiene mucho azúcar».
  • Hace unos años era ¡cuidado con la proteína! y ahora si no metes una fuente de proteína en cada comida crees que tu cuerpo se consumirá a sí mismo.

¿No nos parece absurdo? Resulta que a medida que sabemos más confundimos más a la población. ¿Por qué? Bueno, voy a mojarme, y te voy a explicar por qué en mi opinión estamos en esta situación:

Sabes mucho de nutrición, nada de alimentación

Nos encanta coger el tigretón enriquecido con calcio porque refuerza nuestros huesos, pero no se nos ocurre mezclar frutos secos con naranjas (la vitamina C ayuda en la absorción de calcio).

El bollycao enriquecido con hierro tiene todo lo necesario para mi niño, «energía y hierro, crecerá muy fuerte«, pero nos da miedo que el niño se coma más de 3 yemas de huevo a la semana por el …¿colesterol? ?

Justificamos el consumo de cerveza o vino por el ácido fólico y por los polifenoles pero no se nos ocurre aumentar el consumo de legumbres.

Los que te desinforman

A la situación anterior llegamos de varias maneras:

1) Cuando las propias guías alimentarias nacionales están influenciadas por la industria.

2) Cuando éstas guías alimentarias impregnan los libros de texto educativos.

3) Cuando el periodismo de masas traga el mensaje y nos lo difunde.

4) Cuando nos dejamos informar por gente sin estudios que se llaman asesores nutricionales y que nos venden batidos (sí, herbalife, juicyplus, soylent… y todos éstos).

5) Cuando confundimos ética y filosofía personal con salud pública.

Las 4 claves de la alimentación, ya las conoces

Pero lo que más me sorprende es que lo más importante ya lo conocemos ¡TODOS!.

Te propongo una cosa, coge las 4 filosofías de alimentación que quieras, analicémoslas, estoy seguro de que todas coinciden en los siguientes puntos:

  1. Comer más vegetales y hortalizas.
  2. Beber más agua.
  3. Eliminar el consumo de ultraprocesados.
  4. Eliminar el alcohol.

Ya está, ahí tienes la guía de alimentación más completa que puedas tener en 4 frases. Seguro que si le preguntamos a nuestra abuela nos dirá algo muy parecido.

Podemos entrar más al detalle en cada uno de los puntos, pero en el post de hoy no lo haré, volveré a recalcar de nuevo estos puntos:

  1. Comer más vegetales y hortalizas.
  2. Beber más agua.
  3. Eliminar el consumo de ultraprocesados.
  4. Eliminar el alcohol.

Éstas normas grábatelas a fuego porque si las sigues el 80-90% de las ocasiones te puedo asegurar que tu cuerpo y mente tendrán todo lo necesario para mantener y perdurar su salud.

Alimentación saludable

Una alimentación saludabe se compone de esos 4 puntos, no es una alimentación para perder peso, no es para ganar peso, no es para tratar ninguna condición especial.

No confundamos alimentación saludable con gastronomía, porque puede que nos guste tomar una copa de vino de tanto en cuanto, pero debemos saber que NO es saludable (me da igual lo que diga tu cardiólogo).

Mensaje final

Las «4 cosas» más importantes a la hora de comer resulta que nos las sabíamos ¿verdad? (mi clienta tenía razón…)

Termino con una pregunta: ¿QUÉ TE IMPIDE REGIRTE POR ESAS NORMAS?

#OTEMUEVESOCADUCAS